Search
  • Moderator

CDC finalmente admite INDIRECTAMENTE que la inmunidad natural es superior en sus ESTUDIOS RECIENTES

Updated: Jan 28


FUENTE: https://stacks.cdc.gov/view/cdc/113253


cdc_113253_DS1
.pdf
Download PDF • 203KB

El reporte completo de la CDC esta aqui : https://www.cdc.gov/mmwr/volumes/71/wr/mm7104e1.htm?s_cid=mm7104e1_w


Adicionalmente en el reporte superior adjunto , se muestra supuestamente como los mas afectados a los NO VACUNADOS y sin PREVIA EXPOSICION al COVID-19 , pero aqui se tiene otra gran distorsión en las estadísticas, pues muchos de los que entran en la categoría de NO VACUNADOS , son personas que realmente si estaban vacunados, aqui puedes ver los detalles de como INFLAN esas cantidades: https://www.myessentialnews.com/post/evidencia-de-como-inflan-los-numeros-de-fatalidades-de-supuestos-no-vacunados



Adicionalmente aqui puedes ver una enorme cantidad de estudios científicos que confirman que la INMUNIDAD NATURAL es muy superior a la de la vacuna genética experimental : https://www.myessentialnews.com/post/inmunidad-natural


De hecho ya hay multiples estudios que demuestran que después de 90 días de recibir la inyección genética experimental, se comienza a ATROFIAR el sistema inmunitario y quedan con protección NEGATIVA : https://www.myessentialnews.com/post/alarmante-multiples-estudios-muestran-que-vacunados-posterior-a-90-dias-tienen-proteccion-negativa



En 2020, antes de que la FDA autorizara la primera vacuna COVID-19 para uso de emergencia, la Dra. Rochelle Walensky, quien se convirtió en directora de los CDC bajo la administración de Biden, afirmó que "no hay evidencia de inmunidad protectora duradera". al SARS-CoV-2 tras una infección natural".


Eso fue una mentira.


Walensky afirmó además que las vacunas que se estaban desarrollando en ese momento ofrecerían una protección superior, con una inmunidad duradera que evitaría la infección y la transmisión y terminaría con la pandemia al conferir inmunidad colectiva.


Eso, como todos saben ahora, fue una promesa falsa.


Después de que la FDA emitiera por primera vez la autorización de uso de emergencia para las vacunas COVID-19, los CDC afirmaron que la evidencia indicaba que la inmunidad natural es de corta duración.


Eso fue una mentira.


Esa falsedad finalmente se eliminó del sitio web de los CDC solo para ser reemplazada por una recomendación para que las personas que se recuperaron de la infección se vacunen con el argumento de que se desconocía la duración de la inmunidad natural.


Eso fue engañoso porque los CDC ocultaban al público el hecho de que los estudios habían demostrado que la infección induce una memoria inmunológica de larga duración.


En agosto de 2021, los CDC fueron aún más lejos al afirmar explícitamente que la protección que ofrecen las vacunas es superior a la inmunidad natural.


Eso fue una mentira.


Esa falsedad también se eliminó finalmente del sitio web de los CDC, pero los CDC continuaron diciéndoles a las personas con inmunidad natural que aún necesitan vacunarse con el argumento de que esto les otorgaría el beneficio de una protección adicional significativa en comparación con la inmunidad natural sola.


Bueno, el CDC todavía mantiene esa postura. Sin embargo, un estudio de los CDC recientemente publicado ha admitido que la inmunidad natural es superior a la inmunidad inducida por las vacunas.


Mientras que los CDC admiten que la inmunidad inducida por la vacuna disminuye significativamente con el tiempo, sus datos no muestran una pérdida significativa de protección debido a la disminución de la inmunidad natural.


El CDC también admite tácitamente que, si bien las vacunas no lograron prevenir la infección con la variante Delta, la inmunidad natural previno la infección, así como la hospitalización y la muerte.


Además, aunque los CDC continúan insistiendo en que las personas con inmunidad natural se vacunen, sus propios datos muestran que esto ofrece poco o ningún beneficio adicional en comparación con la inmunidad natural sola.


Aquí hay algunas citas directas del estudio:


"Es importante destacar que la protección derivada de la infección fue mayor después de que la variante Delta se volvió predominante, un momento en que la inmunidad inducida por la vacuna para muchas personas disminuyó debido a la evasión inmunológica y la disminución inmunológica".


"Las tasas entre las personas vacunadas sin un diagnóstico previo de COVID-19 fueron consistentemente más altas que las tasas entre las personas no vacunadas con antecedentes de COVID-19... y las tasas entre las personas vacunadas con antecedentes de COVID-19..."


"Es importante destacar que la protección derivada de la infección fue mayor después de que la variante Delta altamente transmisible se volvió predominante, coincidiendo con la disminución temprana de la inmunidad inducida por la vacuna en muchas personas".


"Vacunación protegida contra COVID-19 y hospitalización relacionada, y supervivencia de una infección previa protegida contra una reinfección y hospitalización relacionada durante períodos de transmisión de variante predominantemente alfa y delta, antes de la aparición de Omicron..."


No encontrará un reconocimiento en el documento de que las personas que se vacunaron después de adquirir inmunidad natural no obtuvieron un beneficio adicional de la vacunación. Sin embargo, si observa los intervalos de confianza para las tasas de casos estimadas para estos dos grupos en el último párrafo de la página tres, puede ver que se superponen. (Por lo tanto, la tasa de casos mediana más baja que informan para las personas previamente infectadas y vacunadas no es estadísticamente significativa).


Consulte también la Figura 1 y la Figura 2 en la imagen superior y archivo adjunto . En todo caso, de los datos presentados en estos gráficos parece que a las personas con inmunidad natural que no recibieron las vacunas les fue un poco mejor (y mucho mejor, obviamente, que las personas que solo fueron vacunadas).




289 views0 comments