Search
  • Moderator

MORTALIDAD EXCEDENTE EN ESCOCIA SE DISPARA POSTERIOR A LA VACUNACION


En esta ocasión, comparto con ustedes una imagen que muestra una gráfica de la mortalidad excedente que se ha presentado en Escocia a lo largo de las semanas de verano de cada año, desde 1979 hasta el 2021. Como verán, conforme termina el verano, cambia la mortalidad excedente cada año, normalmente entre -0.01% y +0.01% (lo calculo con base en lo que se en el eje "Y": muertes por 100,000 habitantes. Se ve el incremento en la mortalidad excedente con el avance del verano para el 2020 (año de COVID-19 sin vacunas contra SARS-CoV-2) y para el 2019 (año sin COVID-19). Sin embargo, vean lo que pasa con la curva roja (datos del año 2021). La mortalidad excedente es completamente atípica, incrementando a 50 muertes por 100,000 habitantes (+0.05%), lo que es un incremento de más de 5 veces la media histórica.


No puede ser explicado dicho incremento en la mortalidad excedente como resultado de COVID-19 (recordemos que en 2020 no había vacunas, pero sí estaba en pleno auge la pandemia), a menos de que aceptáramos, que 1) las vacunas contra SARS-CoV-2 no sirven para nada, y 2) SARS-CoV-2 es más letal que antes (lo que no se ha demostrado, y de hecho, en Escocia, la mortalidad promedio de personas positivas a COVID para finales de octubre en el año 2021 es menor que la misma semana del 2020, de acuerdo a la universidad de Johns Hopkins. Entonces, tenemos tres explicaciones posibles que no son tan endebles como las dos posibilidades anteriores: 1) la muerte excedente se debe a otras causas poblacionales (por ejemplo, otro virus circulante) aun no identificadas y nada relacionadas a COVID-19 ni a alas vacunas), 2) la muerte excedente se debe a efectos adversos de las vacunas que impactan - debido a la inflamación exacerbada que generan sus componentes, y a los efectos directos de Spike - a diversos órganos y sistemas, y 3) la muerte excedente se debe a un incremento en las posibilidades de infección y muerte por COVID-19 debido a las vacunas (efecto ADE). No tenemos nada de evidencia que sugiera que haya otro padecimiento a nivel poblacional, pero sí tenemos los datos de las páginas de registro de efectos adversos que muestran un incremento, sin precedente, de estos efectos temporalmente relacionados con la vacunación contra SARS-CoV-2, y también tenemos evidencia de que hay un incremento en los casos de personas diagnosticadas con COVID-19 en Escocia: 2500 casos semanales promedio en octubre de 2021 vs. 1400 casos semanales promedio en octubre de 2020. En otras palabras, tenemos datos que sugieren que las posibilidades 2 y 3: efectos adversos por las vacunas contra SARS-CoV-2 y un incremento en casos y muertes por mayor susceptibilidad al virus en vacunados, por ADE. No son mutuamente excluyentes estas posibilidades. Por cierto, Escocia ha vacunado con dos dosis a más del 85% de su población (https://spice-spotlight.scot/2021/10/27/coronavirus-covid-19-vaccinations-in-scotland-latest-data/), muy por encima del porcentaje que se manejaba que se requería para tener inmunidad de rebaño. Ahora se precisa apertura para reconocer que son posibilidades nada descabelladas, que cuentan con evidencia mecanística bien conocida y que si no permitimos su discusión y estudio, seguirán acumulándose estas "misteriosas" muertes excedentes. No hace falta ser detective para resolver el misterio. Solo falta sentido común, conocimiento, valor e integridad.

Los datos de la gráfica se construyeron con la información del reporte más reciente de Public Health England & Scotland.

81 views0 comments